Blog, Cursos y Talleres

 

Cuando una persona profundiza en la educación Montessori, algo cambia para siempre. Mirar a los niños es mirar la vida. La vida no se puede reprender, ni castigar, ni obstaculizar. La vida tiene un derecho adquirido por dos mil millones de años para seguir su curso, encontrar sus formas, sus lugares, sus momentos, sus ritmos. La difícil tarea del adulto hacia el niño es desprenderse de la necesidad de controlarlo, de imponer el formato adecuado para que un niño sea un niño “correcto”. Los niños son como son, y son fascinantes si se les observa con interés y paciencia. Nuestra labor es allanar el camino de la vida, no diseñarlo; es acompañar respetuosamente el desarrollo de los pequeños. Ahí radica la verdadera formación en educación Montessori.

 

Pero lo más divertido es que dentro de nuestra mente adulta también hay un niño que toma decisiones desde el inconsciente. Por lo tanto, ¿qué tal si observamos a nuestro niño interior? Esta regresión a nuestros inicios vitales nos conecta con los niños y niñas, con sus necesidades e intereses, y facilita mucho más una comunicación y un acompañamiento de calidad. Es en este viaje hacia el niño interior donde uno descubre que en los caminos andados hay ambientes, palabras, músicas, gestos, agresiones, éxitos,… que han dado forma a la propia identidad, a los patrones de respuesta emocionales, a los valores fundamentales, los miedos, la manera de interpretar el mundo y de interactuar en él.

 

Muchos de estos elementos del camino se replican de generación en generación de manera inconsciente porque están contenidos en las interacciones familia-niño/a y maestro/a-niño/a. Identificarlos, reconocer su trascendencia en nuestro propio desarrollo, ponernos en paz con nuestro pasado y dar un salto a un presente sin tensiones, sin prejuicios, con las energías vitales limpias y despejadas para poner en uso todo nuestro potencial, es una condición necesaria para trabajar con niños.

 

 

Los niños absorben el ambiente y lo hacen parte de ellos mismos. Las personas de referencia (normalmente adultos acompañantes) crean el ambiente psíquico y lo cargan de una energía determinada con sus actitudes, gestos, movimientos, decisiones, etc. Todo ello es incorporado al acervo de respuestas inconscientes de los niños y a la imagen que tienen de sí mismos. Por este motivo, es fundamental desarrollar este proceso de preparación personal, aparte de conocer otros aspectos de la metodología, del ambiente físico (con los famosos materiales Montessori) y de la filosofía Montessori.

 

Con los materiales se ofrece al niño la conquista de la autonomía y la formación de su personalidad, pero si el ambiente psíquico falla, los materiales por sí solos no sirven para nada. La figura de el/la asistente Montessori está especialmente volcada en el ambiente psíquico. Es una persona que vela por el equilibrio emocional del grupo, por que los materiales estén en su punto cada mañana, por apoyar el trabajo individualizado que realiza el/la guía Montessori. La formación Montessori es completa cuando incluye, además de la teoría y la práctica, este proceso de desarrollo personal.

 

En marzo iniciamos la 8ª edición de nuestro curso de Especialización como Asistente Montessori para las etapas de 3 a 6 años, y de 6 a 12 años. Esta vez, nuestra formación va a estar bendecida por el toque mágico de la Educación Biocéntrica y de la Comunicación No Violenta, que aportarán una vivencia profunda, personal y grupal de la filosofía Montessoriana. Estas herramientas de trabajo personal están íntimamente conectadas con la filosofía Montessori y permiten, desde un ambiente de seguridad, explorar los límites de la propia identidad, sobrepasar miedos y barreras, y comunicarnos desde el amor y el respeto.

 

 

Este es un curso para aquellas personas que quieran experimentar una vivencia personal, una conexión con sus propósitos vitales y un salto hacia otra realidad profesional de la educación. Es corto, pero es intenso, para vivirlo y disfrutarlo al máximo, para entrar en otra realidad educativa; una propuesta que está cogiendo fuerza en España desde hace pocos años, y que se sustenta por más de 100 años de grandes experiencias en todo el mundo.

Por una educación consciente, ¡te esperamos para abrir juntos una ventana hacia tu niño interior! Si quieres información más concreta del curso solicítala enviando un correo a info@espaciosmontessori.com

– Rafael Román

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.